Classic cool en azul glacial

31/03/2020

Glashütte Original presenta la edición anual 2020 de los modelos Sixties y Sixties Chronograph

Desde 2018, las excepcionales ediciones Sixties deslumbran cada año al mundo de la relojería. Tras los extravagantes diseños de años anteriores, la edición anual de 2020 apuesta por la elegancia: el frío tono del azul glacial otorga una apariencia de profundidad a los nuevos modelos Sixties que tampoco deja a nadie indiferente. Al mismo tiempo, junto con este modelo, Glashütte presenta por primera vez en una edición anual un nuevo Sixties Chronograph en azul glacial.

31/03/2020

Resulta difícil no quedarse maravillado por la majestuosidad de un glaciar, por vastas extensiones de hielo o por el agua clara de un lago en plena montaña. Estos paisajes destilan pureza, paz y fuerza de una manera incomparable y muestran algunos de los colores más impresionantes que la naturaleza puede ofrecer. Los relojeros de Glashütte Original rinden tributo a estas sensaciones con su elección del elegante azul glacial para la edición de este año. Presentan, además, dos modelos que hacen una nueva interpretación, tan discreta como potente, del característico diseño de la línea Sixties. 
El fresco diseño de la línea Sixties, un clásico de la marca relojera sajona, subraya su potencial capacidad de transformación. Los rasgos característicos de su diseño de los años sesenta —los cristales de zafiro convexos, las agujas curvas y los característicos números arábigos— muestran un encanto propio. Estos elementos dejan atrás la plata, el negro, el azul oscuro, el verde y el naranja para dar paso a un fondo azul glacial. Esto también se aplica al Sixties Chronograph, que también se presenta ahora con un nuevo color. 

Una elegante apariencia con una esfera única
El característico brillo de las esferas es fruto del trabajo de los expertos de la manufactura de esferas de Glashütte Original, ubicada en Pforzheim. Allí, una vez troqueladas, se les aplica un delicado acabado SunRay antes de darles su característica forma convexa y un revestimiento galvánico de níquel. Para lograr el llamativo efecto dégradé, se pulverizan con una laca azul oscuro que les otorga un borde oscuro al principio. Seguidamente, se aplica una capa de laca de color azul glacial sobre la superficie de la esfera en su conjunto. 

Este elaborado trabajo artesanal da como resultado el degradado que hace de cada esfera una pieza única. El paso final consiste en calentar las esferas en un horno para fijar los colores. Los índices grabados, los números impresos y los puntos de Superluminova en cada marcador de la hora completan esta obra de arte azul glacial.  

Movimiento de la manufactura
El nuevo Sixties funciona gracias al movimiento automático Calibre 39-52, desarrollado internamente, y el nuevo Sixties Chronograph, gracias al Calibre 39-34 de la manufactura. Ambos modelos cuenta con una reserva de marcha de 40 horas. El modelo de tres agujas se presenta en una caja de acero noble pulida de 39 mm, mientras que el cronógrafo se comercializa en una caja de acero noble de 42 mm. 

El Sixties Chronograph incorpora una parada de segundos central además de dos esferas auxiliares insertadas, una para el segundero pequeño y otra para el contador de 30 minutos. El fondo de caja de cristal de zafiro convexo, presente en ambos modelos, permite ver con claridad el movimiento del reloj y su elegante acabado con platina de tres cuartos, ajuste fino de cuello de cisne, acabado barrado Glashütte y rotor esqueletizado con masa oscilante de 21 quilates.

Las correas de piel de becerro nobuk de color pardo, adornadas con hebilla y pespunte ligeramente contrastado, rematan la elegante apariencia de los nuevos modelos Sixties y Sixties Chronograph. Los dos modelos de la edición de este año están disponibles solo en las boutiques Glashütte Original y en distribuidores seleccionados durante un tiempo limitado.  

Acerca de Glashütte Original    
Glashütte Original sostiene los valores de la auténtica producción manufacturera y cuenta con una dilatada trayectoria que empezó en 1845. Ubicada en la localidad sajona de Glashütte, en la manufactura convergen la artesanía tradicional y la tecnología más puntera. Esta marca de gran tradición produce de forma interna hasta el 95 % de todos los componentes del movimiento, además de esferas de filigrana, y representa los niveles más elevados del arte relojero alemán. 

Press bundle

Feel free to download high resolution images and the English press release for your disposal:

You're downloading 0 pictures and an english press release